El caso de Dafne: la mujer que tuvo un #aborto espontáneo en un baño de Liverpool y ahora es acusada de homicidio

Vamos a suponer una situación: un día mientras estás en tu trabajo sientes un terrible cólico, vas al servicio médico de tu empresa y no te atienden. Así que decides ir al baño. Durante el trayecto sientes como algo “se rasga” dentro de ti y llegas como puedes corriendo al baño. Cuando de pronto ves que un bebé cae y acto seguido, empiezas a sangrar terriblemente y entonces pierdes el conocimiento en el baño de tu empresa.

¿Qué harías?

Esto fue lo que le sucedió a Dafne el 17 de febrero del 2015, en una tienda departamental de la cadena Liverpool en Querétaro cuando comenzó a sentirse mal y pidió ayuda, pero no fue atendida de manera inmediata, por lo que acudió al baño, en donde tuvo un parto espontáneo.

A través de una grabación que circula en redes sociales, Dafne aseguró que no sabía que estaba embarazada.

“No es algo fácil para mí porque perdí a mi bebé y, supiera o no supiera, era mi hija. Solamente no supe cómo actuar, solamente me schockeé, solamente tuve miedo, porque no sabía lo que pasaba, pero yo no le hice nada a mi bebé, yo no le hice nada”.

El 15 de julio del 2016 eso dijo en una audiencia Dafne McPherson Veloz, quien fue condenada a 16 años de prisión por homicidio calificado.

A través de una grabación que circula en redes sociales, Dafne aseguró que no sabía que estaba embarazada.

La Fiscalía General del Estado acusó a Dafne de homicidio calificado, al señalar que dio a luz en el baño de un establecimiento comercial a un bebé de sexo femenino con un peso de dos mil 950 gramos y 49 centímetros de estatura, con pleno uso de sus funciones fisiológicas.

“La mujer metió al recién nacido en el escusado y accionó la palanca en diversas ocasiones hasta provocar que perdiera los signos vitales. Con base en los resultados de la necropsia, la causa de la muerte fue asfixia por sumersión”, cita un comunicado de la Fiscalía emitido el 22 de julio del 2016.

Dafne se  había practicado estudios para obtener un contrato laboral, pero no en esos estudios no salió su embarazo, sino que le diagnosticaron problemas de hipotiroidismo.

“Dafne requería atención especializada, al tener un parto espontáneo, pero no la recibió porque la tienda departamental en donde trabajaba presuntamente negó el acceso a los servicios de salud”

Dafne fue criminalizada, acusada de tener conciencia durante el hecho, y la intención de privar de la vida a su bebé. Incluso en días pasados el fiscal la comparó con un animal al decir que ni un perro hubiera actuado como Dafne cuando dio a luz dentro de los baños de la tienda donde trabajaba. Por esas declaraciones el fiscal fue sancionado de manera administrativa.

El Grupo de Acción por los Derechos Humanos y la Justicia Social se sumó al caso y vio positiva la decisión del tribunal de juzgar el caso con perspectiva de género.

A través de redes sociales se inició una campaña #DafneLibreYa y #LiverpoolTeParteLaVida para apoyarla.

 

 

Con información de

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here