Habrá congelamiento de cuentas bancarias del CJNG, sin tomar en cuenta los candados de la justicia

Recientemente el el gobierno de Andrés Manuel López Obrador anunció que había dado un duro golpe al Cártel Jalisco Nueva Generación. En diversos comunicados informó del bloqueo de 1,939 cuentas bancarias vinculadas a la organización criminal y adscritas a empresas, familiares y servidores públicos. Después se sabría que entre los involucrados estarían familiares del líder del CJNG, Nemesio Oseguera Cervantes, el “Mencho”.

Durante su discurso, el presidente presumió este operativo llamado Agave Azul, como parte de las pesquisas de la Unidad de Inteligencia Financiera, que detectó movimientos en las cuentas por valor de más de 20,000 millones de pesos.

Aquél ha sido el único intento del gobierno mexicano por despojar al poderoso narcotraficante de su incuantificable riqueza.

A meses de publicitada la operación Agave Azul, su efectividad es dudosa, ya que los afectados de esas acciones —vinculados a la organización criminal— han conseguido suspensiones provisionales o definitivas dentro de juicios de amparo, es decir, un juez ha ordenado el desbloqueo de cuentas de cheques, ahorros, tarjetas de crédito, para poder realizar operaciones financieras. “La principal dificultad para las autoridades hacendarias estriba en la Ley de Instituciones de Crédito que establece que el bloqueo —en este tipo de investigaciones— procede cuando se emita en el cumplimiento de una obligación contraída con un gobierno extranjero o la ejecución de una resolución adoptada por un organismo internacional o agrupación intergubernamental cuyas atribuciones fueron reconocidas con base en una obligación asumida por el Estado mexicano”, especifica Zeta Tijuana.

Se sabe que detrás del operativo Agave Azul se encuentran autoridades estadounidenses interesadas en el combate y reducción del narcotráfico; sin embargo, en la mayoría de los casos no se cuenta con la petición expresa de ese gobierno extranjero, ya que la lista de personas involucradas al CJNG se realizó a través de investigaciones que establecían vínculos entre el grupo criminal de Jalisco y Los Cuinis, brazo financiero del CJNG.

Además, el gobierno mexicano asestó un golpe al espinazo financiero del Cártel Jalisco Nueva Generación: 1,939 cuentas bancarias vinculadas al grupo delictivo fueron bloqueadas.

Pese a que la acción se anunció como un hecho consumado, la realidad es que la Unidad de Inteligencia Financiera tardó más en gestionar los aseguramientos de cuentas a través de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, que en lo que los abogados de los afectados ya habían promovido juicios de amparo para obtener las suspensiones de actos. Entre las personas bloqueadas se encuentran Erika y Berenisse González Valencia, cuñadas del «Mencho” y hermanas de Rosalinda, esposa del líder del CJNG. También son familiares de Abigael “El Cuini”, Arnulfo y Ulises Jovani de los mismos apellidos, presos en diferentes prisiones de México; y de Gerardo el «Lalo” y José la «Chepa” González Valencia, encarcelados en Uruguay y Brasil, respectivamente.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here