Advierten activismo desproporcionado

El ex presidente del Tribunal Constitucional (TC), Ernesto Álvarez, sostuvo que existe un “activismo desproporcionado” de parte de los magistrados de esa institución, principalmente en algunos casos emblemáticos.

“El problema es que el TC tiene como misión defender e interpretar la Constitución, pero en algunos casos hay un activismo desproporcionado, por ejemplo cuando establece reglas en la figura del habeas corpus de carácter retroactivo en cuanto a la función de la prisión preventiva”, apuntó Álvarez.

En ese sentido, explicó que el TC ha establecido reglas más garantistas de las que ya existían en lo referido a la prisión preventiva. “En esa medida, se hace necesaria una autolimitación del TC en el sentido que sea excepcional el amparo contra una resolución judicial. Es decir, que no sea una reevaluación de los hechos sino que efectivamente corresponda al quebrantamiento evidente del debido proceso”, explicó.

A modo de ejemplo, Álvarez indicó que esto ocurrió en el caso emblemático del habeas corpus que permitió revocar la prisión preventiva de Ollanta Humala y Nadine Heredia, pese a que esta fue revisada por más de 12 jueces penales de primera y segunda instancia.

“En los casos donde no existe una vulneración de la Constitución y de los derechos fundamentales flagrantes sino la posibilidad de distintas interpretaciones, allí el TC no debería enmendar la plana a los jueces especializados”, opinó.

CASOS PUNTUALES

El exmagistrado dijo que el Tribunal Constitucional no es la cuarta instancia del Poder Judicial. “Lo que hace el TC es escoger casos puntuales y resolverlos con un criterio muchas veces invasivo o reformando sin necesidad la jurisprudencia constitucional anterior. Escoge pocas causas en las que ingresa al fondo de la controversia cuando no es de su incumbencia, salvo en casos extraordinarios”, comentó Álvarez.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here